03 de Agosto de 2018 | Notas

7 maneras de comunicar la apertura de un negocio

Cuando emprendes tu propio negocio es frecuente que pongas toda tu energía en el armado, diseño, los productos, la cadena de distribución y los aspectos operativos… ¡sólo que te has olvidado de un punto estratégico esencial para que funcione!: la comunicación.

  • imagenes fotos

Cuando emprendes tu propio negocio es frecuente que pongas toda tu energía en el armado, diseño, los productos, la cadena de distribución y los aspectos operativos… ¡sólo que te has olvidado de un punto estratégico esencial para que funcione!: la comunicación.

Es llamativa la cantidad de tiempo y dinero que invierten algunas personas para llevar adelante su proyecto, y cómo tienen que cerrarlo al poco tiempo de iniciado, ya que no logran que el público se interese. La tasa de mortalidad de negocios y pequeñas empresas es del 80% en menos de tres años.

  • Por qué hay que comunicar desde antes de abrir

Si quieres tener más chances de éxito, es necesario que empieces a comunicar tu negocio desde al menos tres meses antes de abrir. En otro tipo de proyectos se requerirán hasta seis meses de antelación.

Los beneficios de hacerlo anticipadamente son varios: crear expectativa; provocar interés; llamar la atención de los bancos, financistas y socios estratégicos; convocar mejores proveedores; aprovechar el espacio físico para mostrar avances; transmitir organización y solidez; crear comunidades que te sigan incluso antes de abrir.

Si ofrecerás productos diferenciales, como aquellos con valor agregado y diseños creativos, es posible que incluso puedas lograr preventas, lo que te permitirá recaudar algo de dinero y trasladarás beneficios a esos pioneros que te acompañan.

  • 7 maneras efectivas

A modo de guía orientativa aquí tienes siete formas de comunicar la apertura de tu negocio. Contar con recursos para contratar profesionales que se encarguen sería ideal; si no es así, podrás encararlo tú mismo y contratar freelancers para temas específicos. En cualquier caso, saber cómo puedes hacerlo te coloca en posición de pedir y contratar mejor cuando debas tercerizar

1.      Registra tu marca y dominio de Internet.

Increíblemente las personas piensan en los nombres (técnicamente se llama “naming”) a partir de sus propios deseos, y no de lo que el mercado necesita. Esta mirada es fundamental para diferenciarte. Averigua nombres y combinaciones que definan tu producto o servicio; regístralo como marca (y como patente, según el caso), y a la vez, dominios .com y el propio de tu país. Hoy hay extensiones de dominio más allá del .com que también se comercializan y pueden ser de utilidad. Con esto ya puedes empezar a desarrollar la página de Internet, preparar la estructura de venta online (e-commerce), escribir los textos, hacer las fotografías profesionales y la estrategia SEO de posicionamiento -cómo llegar automatizadamente a tus nichos de mercado-.

 

 2.      Abre tus redes sociales.

Una vez definido el nombre asegúrate de registrar las cuentas en las redes sociales. Debes contemplar las distintas redes, por más que pienses que tu público está en una más que en otras: nunca sabes a quién puedes llegar. Hay muchas formas de crear comunidades en Internet; una, muy eficaz, es que empieces a compartir artículos relacionados con tu actividad, y no sólo promociones o fotos de productos. Escribe contenido interesante, que atraiga la atención de los seguidores. Cuando inaugures podrás hacer concursos, promociones, acciones cruzadas con otras marcas que no compitan contigo y bonos de descuento, entre muchas opciones. Recuerda que debes actualizar las redes diariamente, todos los días, al igual que tu web. Nada peor que un negocio con su presencia on-line dormida.

 

 3.      Desarrolla el estilo visual del negocio.

Aquí sí es necesario que contrates un profesional de diseño para tener unificado el concepto de logotipo, isotipo, tipografías, papelería, aplicaciones en vidrieras, cartelería, señalética dentro del local, y todo lo que ayude a comunicar tu emprendimiento. Las mismas piezas podrás concordarlas con las redes sociales y la página de Internet. Observa las tendencias; no te quedes con la opinión de alguien que no sabe del tema. No improvises.

 

4.      Crea un lenguaje comunicacional.

Este aspecto es esencial para que tus clientes entiendan que hay un desarrollo de tu marca, producto o servicio, que es transversal en toda tu comunicación. Son conceptos rectores que aplicarás no sólo en las herramientas, sino en la forma de hablar de tus vendedores, los carteles, folletos, textos en la web y las redes; en síntesis: es un diccionario propio que define la misión, visión y valores de tu empresa.

 

5.      Asigna un porcentaje de facturación para imagen y comunicación.

Los emprendedores y los contadores suelen olvidarse de que, por más que tengas bajos ingresos al comienzo, necesitas destinar entre un 10 y un 20% de la facturación mensual del primer año a la comunicación. Es esencial que tengas contemplado en tu plan de negocios este ítem, que te servirá para acciones de marketing, publicidad, relaciones públicas y eventos.

 

 6.      Planifica campañas publicitarias.

Independientemente de la autogestión, deberás disponer de cierto monto para invertir en publicidad. Dependiendo del tipo de negocio podrás dirigirla a través de las redes sociales -con montos por lo general accesibles-, o en medios más grandes y masivos. Todo depende de los recursos y del alcance que quiera tener tu negocio. Debes considerar que la publicidad necesita de continuidad: hacerla por única vez -por ejemplo en el lanzamiento- no te permitirá evaluar su efectividad. La publicidad se nutre de la repetición del mensaje.

 

 7.      Toma contacto con tu público potencial.

A la par de todo lo anterior, hay otras formas de llegar a tus públicos: desde hacer folletos y distribuirlos personalizadamente en el barrio, hasta marketing por correo electrónico; adherir a alguna causa de interés para tu actividad apoyando eventos solidarios o sociales; instaurar un premio anual; crear una mística alrededor de tu negocio; diseñar un programa de pasantías con las universidades de la región; organizar un concurso con premios y estímulos; hacer una donación a una institución benéfica; haz acuerdos con medios de prensa para que sorteen productos o servicios; escribe columnas en medios de la región (de contenido interesante, no publicidad encubierta); realizar degustaciones o muestras de producto, desfiles o puestas en escena entretenidas y originales. Todo vale a la hora de llamar la atención de distintos sectores, siempre alineado con el perfil de tu negocio.

Siguiendo esta guía, tendrás más chances de que, a la hora de la apertura, más personas ya conozcan tu empresa y, por lo tanto, podrían estar dispuestos a acercarse y ver qué hay de nuevo para ellos. Recuerda: la atención y la experiencia al cliente es esencial para el éxito.

 

Por Daniel Colombo
Coach especializado en alta gerencia y profesionales; escritor y comunicador profesional

www.danielcolombo.com
www.facebook.com/DanielColomboComunidad
Twitter: @danielcolombopr
Instagram: daniel.colombo
YouTube.com http://www.youtube.com/c/DanielColomboComunidad
Linkedin: https://ar.linkedin.com/in/danielcolombo



52° Feria del Juguete, Juegos, Cotillón y Navidad | Octubre 2018

Fecha: 3 al 5 de Octubre de 2018

Horario: Miércoles 3 y Jueves 4 de 14 a 21 hs | Viernes 5 de 14 a 20 hs.

Lugar: Centro Costa Salguero – Av. Rafael Obligado y Jerónimo Salguero

Organiza: Cámara Argentina de la Industria del Juguete

Más información en www.caij.org.ar

comentarios (0)

Copyright 2013 Juguetes y Negocios. Todos los derechos reservados

Juguetes y Negocios es independiente, objetivo y no está vinculado a ninguna cámara empresaria.